SoniaPulido

También te gustará:

Sonia Pulido. "La base es la evolución permanente y

la reflexión de lo que eres y en lo que estás"

España. Actualidad

 

Tengo debilidad por ese universo con aire retro en el que Sonia Pulido ha asentado su reino. Me gustan sus colores, sus juegos visuales, sus composiciones y hasta los descartes que nos regala en su diario visual... Me gusta el mechón blanco de su melena, que en su blog nos deje asomarnos a sus lecturas y que, si pudiera elegir, se erigiría como líder del dadaísmo. Nos lo cuenta en esta entrevista junto a muchas otras cosas.

 

En Mondobelo, tratamos los inicios profesionales de la mujer en el mundo de la ilustración. Tú acabas de participar en Enjambre junto a otras autoras de cómic, ¿sigue existiendo algún tipo de discriminación en el mundo de la ilustración dependiendo del género?

- Creo que en general las mujeres estamos accediendo y reclamando cada vez más nuestro lugar en sectores donde tradicionalmente el hombre tenía más presencia o presencia única. He tenido la suerte de no sentir esa discriminación, pero creo que es importante el asociacionismo para reivindicar o para afianzar. En el caso de Enjambre, eso es lo que ha sido: un grupo de autoras que se unen para tener más visibilidad, pero sin ninguna premisa o consigna predeterminada. De hecho, las historias que podemos ver en Enjambre son todas bastantes diferentes entre sí, tanto gráfica como conceptualmente hablando.

Ilustración para el cómic colectivo "Enjambre", de Norma Editorial. 2014

 

Cuentas con una trayectoria en el mundo de la ilustración suficiente como para verlo con un poco de perspectiva, ¿cómo ves el panorama actual?, ¿vivimos una edad de oro de esta disciplina?, ¿crees que será algo pasajero?

- Creo que hace tiempo que la ilustración va teniendo cada vez más presencia en medios y sectores distintos de los tradicionales, es decir, podemos ver ilustración aplicada en soportes que no son los habituales -como el libro, la prensa, etc.-. También creo que, quizás dada la coyuntura actual, los ilustradores tenemos que ser más versátiles y probar distintos campos y soportes, con lo que se enriquece enormemente el panorama.

No creo que pase esta "edad de oro", porque es algo que tiene un fondo, un recorrido, no es una "violeta de marzo". No hace dos años ni tres ni cuatro de esta presencia cada vez mayor de la ilustración en nuestro día a día. Creo que es una presencia con buenos fundamentos.

Ilustración para "Un samurai ve el amanecer en Acapulco", de la editorial mexicana La caja de cerillos ediciones. 2013

 

¿Eres consciente de una evolución personal? ¿hacia dónde?

- El hacia dónde no lo sé y prefiero no saberlo, pero que hay evolución, eso seguro. Es más, si no la hubiera, creo que nada tendría sentido. Para mí la base es la evolución permanente, la constante reflexión y el análisis de lo que eres y en lo que estás. Siempre tiene que haber una evolución, es una necesidad. Quizás desde fuera esta evolución o cambio no es tan evidente, porque es fácil reconocer un cierto "estilo". Pero desde dentro, a veces pequeños cambios, pequeñas variaciones, provocan una sensación de abismo aterrada y necesaria. Buscada, vamos.

 

En los últimos tiempos, en las redes se ha abierto una polémica en torno a la diferenciación entre ilustrador y dibujante, ¿tienes una postura al respecto?

- Pues no me lo he planteado, la verdad. Pero creo que si me tuviera que llamar de alguna manera, aún no gustándome nada las etiquetas, sería ilustradora. Soy muy fan de los diccionarios, y si buscamos en el Real Diccionario de la lengua la palabra ilustrador-a, nos lleva a ilustrar:

(Del lat. illustrāre).

1. tr. Dar luz al entendimiento. U. t. c. Prnl.

2. tr. Aclarar un punto o materia con palabras, imágenes, o de otro modo.

3. tr. Adornar un impreso con láminas o grabados alusivos al texto.

4. tr. Hacer ilustre a alguien o algo. U. t. c. Prnl.

5. tr. Instruir, civilizar. U. t. c. Prnl.

6. tr. Rel. Dicho de Dios: Alumbrar interiormente a las criaturas con luz sobrenatural.

Me siento identificada con la primera, la segunda, la tercera, la quinta. La cuarta y la sexta, pues están muy bien también, aunque la sexta te dé un algo de gusiluz.

Y de ahí a ilustración:

1. f. Acción y efecto de ilustrar.

2. f. Estampa, grabado o dibujo que adorna o documenta un libro.

3. f. Publicación, comúnmente periódica, con láminas y dibujos, además del texto que suele contener.

4. f. Movimiento filosófico y cultural del siglo XVIII, que acentúa el predominio de la razón humana y la creencia en el progreso humano.

Es lo que hago, sí. La narración siempre está presente, dentro de la imagen y por supuesto cuando acompaña y complementa a un texto.

 

¿Cuál es tu mayor miedo profesional?

- Uf... El estancamiento. Y que no haya llamadas ni correos con propuestas, claro. Siempre hago mucha broma en casa con el: "ha pasado mi momento", jeje.

 

Muerte de un mujeriego. Ilustración para el libro Illustrious Leonard Cohen. 2011

¿Qué requisitos tiene que reunir un proyecto para que te involucres en él y qué te hace rechazarlo directamente?

- Pues tienen que darse más o menos tres premisas: que me motive intelectual y gráficamente, que la propuesta o proyecto tenga una finalidad con la que comulgue y que la remuneración sea interesante.

Si se dan dos de las tres, aceptaré. Si se dan las tres, eso ya es una fiesta.

 

Te he oído decir que una vez que acabas un proyecto, te alejas mucho de él pero ¿cuál es el proyecto profesional con el que más identificada te sientes?

- Normalmente siempre con el último, pero acabo de entregar uno que creo que ha calado más hondo que el resto por diversas razones: un cómic para Oxfam Intermón sobre Colombia y la necesidad de la cooperación, dentro del proyecto Más y Mejor Ayuda donde colaboramos un montón de ilustradores y dibujantes trabajando sobre diferentes países y realidades. Estamos siendo una especie de reporteros gráficos sobre el terreno y a mi particularmente me ha resultado uno de los proyectos más intensos, duros y gratificantes en los que he colaborado (de hecho me he replanteado muchas cosas mientras lo estaba desarrollando, y no sólo a nivel gráfico, sino sobre todo, el por qué haces lo que haces) y por otro lado, un proyecto paralelo que estoy desarrollando con una gran amiga, Susana Requena: UHAALA! cerámica ilustrada de autor.

 

 

A la izquierda, El jardin, pieza en gres y porcelana para UHAALA!.

A la derecha, La madeja, historia sobre Colombia y los derechos humanos para el proyecto VIÑETAS DE VIDA de Oxfam Intermón

 

¿Elegiste tú reflejar una historia sobre Colombia en tu colaboración con Oxfam o partías de un encargo ya cerrado previamente?

- Pues la verdad es que me daba un poco de reparo el que quisieran ser demasiado "conductores", ya se sabe, una organización súper potente, con un ideario clarísimo... Tenía miedo de tener que trabajar con una serie de códigos impuestos, pero no fue así para nada. Sabíamos la extensión que debía tener el proyecto y que de alguna manera se tenía que reflejar la necesidad de la cooperación, pero todo lo demás estaba abierto. Por supuesto no debíamos caer en sentimentalismos, eso era algo que nos recalcaron en varias ocasiones. Pero todo lo demás lo han dejado a nuestro criterio. Y hasta las dos premisas primeras fueron negociables. Ha sido ejemplar la manera de colaborar, como cada uno sabía cual era el terreno que controlaba y qué era competencia del otro. Respeto profesional a tope.

,

Ilustración para el libro de Gallo Nero "El arte de la imprefección en la cocina". 2012

 

¿En qué aspectos te consideras conservadora y en qué otros, más transgresora?

- Una vez un amigo me dijo que era una flecha. Quizás por ahí, el no conformarme nunca, el buscar siempre más... Para eso necesitas quebrantar leyes, cuestionar, moverte. También me gusta jugar con el lenguaje, transgredir, inventar. Por lo demás, ¡creo que soy terriblemente conservadora!!

 

¿Qué elementos hacen que tu casa sea fácil de identificar contigo?

- Pues... Hay mezcla, hay años cincuenta, hay algunos colores que se repiten más que otros como mucho verde en tonos diversos, el gris, pero un gris cálido, y el azul... Me gusta lo estético, así que intento rodearme de cosas hermosas, pero también necesito que sea muy confortable. Un lugar en el que refugiarme. Creo que eso es más fácil decirlo desde fuera...

 

¿Qué movimiento artístico te habría gustado liderar?

- ¡El Dadaísmo, sin duda! Creo que se lo pasaron muy bien.

 

En una cena a la que pudiera asistir cualquier personaje, ¿a quién invitarías?

- Uy, no sé. Soy muy tímida y completamente mitómana, así que prefiero seguir teniendo mitos sin peligro de destronos.

 

"Dreams", ilustración para un texto sobre los sueños de Jenny Moix para la sección de Psicología de EPS.2009

 

¿Cuál es la última meta conseguida y la siguiente por conseguir?

Pues no lo sé... Entregar el siguiente encargo de la mejor manera posible, jeje. Creo que mi meta es la excelencia. Y no aburrirme o hacer por hacer.

 

Copyright © All Rights Reserved